Más cerca de la salvación

Empate a dos goles entre el Real Oviedo y el C.D. Guijuelo, en un choque donde los jugadores de María saborearon los tres puntos pero se escaparon a falta de tres minutos para el final. Al C.D. Guijuelo le sobraron tres minutos para poder conseguir tres puntos de oro en su visita al Carlos Tartiere, pero finalmente el conjunto de María Hernández, sumó un buen punto que le sirve para seguir fuera de descenso y que acerca cada vez más el objetivo de la salvación. Los de María, plantaron cara a un buen equipo, el Real Oviedo, que con la llegada de Pacheta, le ha dado otro aire y la verdad, lo ha convertido en un buen equipo, pero el Guijuelo demostró ayer, que puede plantar cara a los grandes y ser un equipo a tener en cuenta en la Segunda B, porque la segunda parte, que hace el C.D. Guijuelo es para enmarcar, jugando al fútbol, tocando, triangulando, haciendo goles y sobre todo haciendo disfrutar a los aficionados que se desplazaron en la tarde de ayer al Carlos Tartiere que presentó un buena entrada con mas de 8.000 espectadores en la grada.

En cuanto al partido, podemos decir que una parte para cada equipo. El Oviedo en la primera mitad, bombardeó la portería del Guijuelo, pero de nuevo apareció el de casi siempre, David Montero, que cada día crece más como futbolista, y de nuevo volvió a salvar a su equipo. La primera al detener de nuevo un penalti y ya van dos seguidos, en este caso a uno de los mejores en el Oviedo, Manu Busto. No fue la única intervención, porque más tarde detiene varios balones, a disparos de Nano, Busto, Moré o Pascual. En el 38, Montero saca primero un disparo de Pascual y el rechace entre él y Juli Ferrer, impiden que Manu Busto haga el primer tanto. La verdad, que el Guijuelo sufrió en la primera parte, y en ataque solo dispuso de una ocasión de Torres y otra de Chema. En el 39, iba a llegar la jugada clave del partido, con la expulsión de Negredo tras golpear con la mano en la cara a Leroy, una tarjeta roja rigurosa que iba a cambiar el sino del partido. Con diez, el Oviedo, consiguió el premio del gol, en el descuento de la primera mitad, un centro de Moré lo remata Manu Busto al fondo de las mallas.

En la segunda mitad, el partido cambió, con un hombre menos el Oviedo acusó el cansancio y eso lo aprovechó el C.D. Guijuelo para dar una lección de fútbol, tocando, jugando por banda y creando ocasiones de gol. Torres en el 70 en jugada individual supera por raso a Aulestia para conseguir el empate. El Guijuelo, seguía con pólvora y con ganas de llevarse los tres puntos, mientras el Oviedo se limitaba a defender y salir a la contra. A falta de cinco para el final un saque de esquina botado por Jonathan Martín lo rechaza la defensa y el rechace lo empala Romero para conseguir el 1 a 2. Parecía, que el Guijuelo se iba a conseguir los tres puntos, pero a falta del final un disparo de López Ramos, iba a botarle mal a Montero, y el Oviedo conseguiría el definitivo empate a dos, en un partido loco y muy bonito donde el Guijuelo sumo un buen punto para seguir sumando y creyendo en su objetivo, la salvación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *