¿Alguien quiere ser juez?

Si decimos que cada vez hay menos gente en los pueblos, sería una perogrullada. Pero esa misma frase sería una realidad, si hablamos de los pocos vecinos que están dispuestos a hacer cosas en los pueblos.

Y como reflejo claro, evidente y patente de esta afirmación nos encontramos con los problemas que todos y cada uno de los pueblos de nuestro entorno se encuentran a la hora, por ejemplo, de designar a su juez de paz y a su sustituto.

Llevamos meses hablando de estas elecciones de jueces en los pueblos y el proceso continúa. En esta ocasión se buscan tres jueces de paz sustitutos: en Fuentes, en la Cabeza y en la Nava.

¿Esta vez habrá candidatos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *