La Diputación emplea 75.000 kilos de fundentes para normalizar la circulación en la provincia

La gran nevada caída el pasado lunes, obligó a los servicios de atención viaria a trabajar a contra reloj para despejar las carreteras y garantizar una circulación segura. La Diputación de Salamanca empleó 75.000 kilos de fundentes en toda la provincia.

Seis camiones con pala quitanieves cargados con diversos materiales fundentes recorrieron las principales carreteras de la provincia en el momento en que la nieve hizo acto de presencia. Las primeras vías en ser despejadas fueron las cercanas a los hospitales de la provincia como el Martinez Anido en Los Montalvos. Así como los caminos de acceso a diversos servicios como el Centro de Tratamiento de Residuos de Gomcello.

En total participaron en los trabajos de reparto de sal y diversos productos químicos para fundir el hielo y la nieve 25 trabajadores de la Corporación Municipal entre maquinistas, peones y técnicos.

Las doce brigadas de trabajo se destinaron a La Armuña, comarca de Béjar, Sierra de Francia, Peñaranda y Cantalapiedra, Alba de Tormes y Guijuelo, donde una máquina quitanieves despejó la calle Filiberto Villalobos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *